A ROMA CON AMOR


Una joven turista americana le pregunta a un joven romano cómo ir a la Fontana di Trevi, y este después de darle algunas indicaciones del tipo coge primero a la izquierda y después a la derecha le dice mejor te acompaño, como resulta de lo cual surge un romance entre los dos, y se comprometen, y los padres de ella viajan desde América para conocer a su futuro yerno, abogado, cuyo padre, a pesar de poseer una bellísima voz, regenta una empresa de pompas fúnebres; pero cuando su consuegro, Woody Allen, un productor de ópera jubilado, lo escucha, decide explotar su talento y darlo a conocer.
Una parejita de recién casados llega a Roma en viaje de novios, pero, nada más instalarse en el hotel, ella se va a la peluquería y se pierde en el camino, y además su teléfono móvil se le cae por una alcantarilla, y su marido no la puede localizar. Y en esta coyuntura, cada uno de los dos va a vivir por su cuenta una aventura erótica: él con una prostituta, Penélope Cruz, y ella con un conocido actor cuyo único encanto reside en su fama.
Un joven arquitecto recibe en su casa a una amiga de su novia, sexi, marisabidilla y snob, Ellen Page, y pese a los consejos de otro arquitecto, su alter ego, Alec Baldwin, que ya es mayor y se conoce de memoria lo que va a pasar, el chico se deja seducir por ella y se enamora, poniendo en grave riesgo su pareja.
Un oscuro oficinista, Roberto Benigni, se hace famoso de la noche a la mañana sin saber por qué, y los periodistas lo persiguen a todas horas, fotografiándolo e interrogándolo sobre los detalles más nimios de su vida, que qué tipo de calzoncillos usa, o cómo se afeita por las mañanas; hasta que de repente deja de ser famoso, y puede respirar aliviado, a pesar de echar de menos también las ventajas de la fama.
A lo largo de estas cuatro historias, sabiamente entretejidas, y relatadas con humor, Woody Allen reflexiona con inteligencia sobre el amor y el erotismo del poder y de la fama en su última película, “A Roma con amor”, una especie de Decamerón moderno, que inicialmente se tituló “Bop Decamerón”.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s